Visitas guiadas  


Tras varios meses con la hermosa puerta de Sant Miquel irreconocible a causa de los grafittis y signos de toda especie, por fin la hemos podido dejar como nueva.

Aparte de la pintura y restauración de la chapa y la madera, a cargo del técnico carpintero y ebanista D. José Antonio Alonso, ha sido tratada con un producto anti dibujos con el fin de facilitar su limpieza en caso de que vuelvan a repetirse las pinturas.

Ojalá que en esta ocasión dure así de limpia durante mucho tiempo. ¿No es acaso así más bella?




18/05/2020 08:00:00